Make your own free website on Tripod.com
Multiplexación por división de tiempo

La Multiplexación por división de tiempo (MDT) o (TDM), del inglés Time Division Multiplexing, es la más utilizada en
la actualidad, especialmente en los sistemas de transmisión digitales. En ella, el ancho de banda total del medio de
transmisión es asignado a cada canal durante una fracción del tiempo total (intervalo de tiempo).

En la Figura 1 siguiente se representa, de forma muy esquematizada, un conjunto multiplexor-demultiplexor para ilustrar
como se realiza la multiplexación-desmultiplexación por división de tiempo.


Figura 1.- Conjunto multiplexor-demultiplexor por división de tiempo

En este circuito, simplificando mucho el proceso, las entradas de seis canales llegan a unos denominados interruptores
de canal, los cuales se van cerrando de forma secuencial, controlados por una señal de reloj. De forma que cada canal es
conectado al medio de transmisión durante un tiempo determinado por la duración de los impulsos de reloj.
En el extremo distante, el desmultiplexor realiza la función inversa, esto es, conecta el medio de transmisión,
secuencialmente, con la salida de cada uno de los seis canales mediante interruptores controlados por el reloj del
demultiplexor. Este reloj del extremo receptor funciona de forma sincronizada con el del multiplexor del extremo emisor
mediante señales de temporización que son transmitidas a través del propio medio de transmisión o por un camino
independiente.